Compartir
Para aprender a patinar sigue estos pasos

Para aprender a patinar sigue estos pasos

  1.  Asegúrate que tus patines te quedan bien. No deberían moverse a los costados ni estar sueltos. Tus tobillos y tus dedos no deben resbalar si te mueves de lado a lado. El vendedor de patines debe poder ser capaz de encontrar el tamaño adecuado para tu pie. Los niños deberían buscar patines ajustables para tener un buen agarre.
    728px-Rollerblade-Step-1
  2. Practica sobre una alfombra o sobre césped. De esta forma los patines no rodarán tan rápidamente y te dará tiempo a adecuarte a la altura y al cambio de centro de gravedad. Una silla puede darte un apoyo adicional hasta que adquieras más soltura.
    728px-Rollerblade-Step-2
  3. Practica el movimiento de tus pies. Si bien estarás sobre el pasto o la alfombra, tienes que sentir cómo se mueven tus pies con el peso adicional. Da unos pasos y luego quédate inmóvil. Mueve un pie y luego adelanta el otro gradualmente incrementando la presión en cada uno. Luego, haz lo mismo con el otro pie hasta que puedas moverte con cierta soltura sobre la alfombra.
    728px-Rollerblade-Step-3
  4. Toma tu tiempo. No apresures el proceso si sientes que no estás yendo tan rápido como deberías. Recuerda que este proceso es similar a aprender a caminar de nuevo así que no te apresures. Es importante tener confianza y no frustrarse demasiado si te caes. Respira profundamente y luego inténtalo nuevamente. Si lo deseas, podrás hacerlo.
     728px-Rollerblade-Step-4
  5. Empieza a practicar en el pavimento cuando sientas que tienes más control.El concreto es ideal debido a las irregularidades en su superficie pues las mismas ayudarán a crear la fricción que necesitas para frenar o moverte con más libertad. El asfalto sin embargo no es recomendado para los principiantes porque su superficie es bastante lisa haciendo que tus ruedas se muevan rápidamente, quizás demasiado para ti. Si realmente quieres empezar con el asfalto, escoge un lugar cerrado y algo cercano donde puedas agarrarte si pierdes el balance.
    728px-Rollerblade-Step-5
  6. Experimenta dando pasos para ver cuál es la forma más rápida para moverte. Practica dar vueltas, balancear en un solo patín y caminar. Es más sencillo empezar con las cosas más fáciles y a partir de ahí hacer las cosas más complicadas.

    728px-Rollerblade-Step-6

  7. Practica caer y levantarte. Si te vas a caer, lo mejor es hacerlo hacía adelante moviendo tus rodillas hacia adelante para caer sobre tus rodilleras y si es necesario sobre la protección de tus muñecas. Si estás por caer hacia atrás, trata de sostener tus rodillas. De esta forma es posible que mantengas el equilibrio o finalmente caigas de frente. Si no te queda de otra, trata de enviar tus manos hacia atrás y de impactar el suelo con los protectores de las muñecas primero. También, evita caer directamente sobre el coxis o sobre tu espalda. Cuida también que tu nuca no impacte el suelo, aunque esto es difícil. Lo mejor es tener un casco para protegerte.
     728px-Rollerblade-Step-7
  8. Aprende a frenar. De la misma forma que cuando estás conduciendo un auto, manejando una bicicleta o corriendo, es bueno que anticipes cuando vas a detenerte. Mueve un pie hacia adelante y dobla tu rodilla un poco haciendo presión sobre tu tobillo hasta que te pares por completo.
    728px-Rollerblade-Step-8-2
  9. Practica todos los días. Saber la parte teórica es importante, pero lo mejor es practicar cada día. Media hora al día le enseñará a tu cuerpo a moverse de manera automática y a tener un mejor control de las curvas y del frenado.

    728px-Rollerblade-Step-9

Consejos

  • Usa protección. Considera utilizar protección para los codos, rodillas, muñecas, y también un casco para poder proteger las partes sensibles de tu cuerpo ante una eventual caída.
  • Ve a patinar con alguien que patine bien para que te sostenga a medida que patinan. Esto hará el aprendizaje mucho más rápido.
  • También puedes tomar clases de patinaje. Esta es la forma preferida si eres de las personas que no quiere arriesgar caídas innecesarias.
  • Estos consejos también se pueden adecuar al patinaje sobre hielo. Si ya sabes cómo patinar sobre el hielo, entonces no deberías tener problemas para adecuarte a patinar sobre ruedas.
  • Si te parece que estás yendo a la velocidad indicada, pon tus pies derechos y no hagas más fuerza hasta que sea necesario.
  • Si sientes que te estás cayendo, lanza tus manos hacia adelante y agáchate. Esto hará que tu centro de gravedad baje y podrás recuperar el control más rápidamente.
  • No comiences a patinar en superficies que no sean planas pues el peligro de caer es mayor y también es posible que te frustres más frecuentemente.
Comentarios Facebook

Dejar un Comentario