Compartir
Conoce un poco más de nosotros

Conoce un poco más de nosotros

Todo empezó por casualidad, como suelen comenzar muchas veces los mejores planes. Un grupo de apasionados por el patinaje decidió unirse para dar forma a lo que hoy es el Caracas Roller Club. De eso hace ya casi un año  y lo que empezó siendo una cosa entre amigos dio paso a una pequeña organización en la que hoy tiene cabida todo aquel al que le guste patinar, aunque no forme parte del club.

«Somos un grupo de personas que disfruta compartiendo su pasión», explica David Rojas, miembro de la dirección de este club que se dedica a la promoción de este deporte en alguna sus modalidades. Entre ellas, el freestyle slalom, agresivo y las rutas de patines. Da igual cómo, lo importante es patinar y pasar un buen rato en compañía.

«El patinaje en línea es un deporte divertido y espectacular, que puede llegar a convertirse en un estilo de vida», asegura Miguel Oduber. Para el, «la sensación de libertad que te da deslizarte sobre los patines es «una experiencia única». Pero además, «ayuda a mejorar el estado físico, el equilibrio, la coordinación y la creatividad» y quienes aman esta práctica no dudan en afirmar que «el que prueba, repite».

Eso han hecho al menos el centenar de miembros que componen hoy el Caracas Roller Club, en el que participa gente de todas las edades, desde los once años que tiene la más pequeña hasta los más de sesenta con los que cuentan otros patinadores. «Se puede practicar a cualquier edad con las debidas protecciones —rodilleras, muñequeras, coderas y casco— da igual de dónde vengan y el nivel que tengan, aquí damos la bienvenida a todo el mundo», apuntan desde el club. De hecho son varias las familias con niños que se han apuntado para compartir un rato de ocio practicando un deporte en el que la edad no es una traba.

 

IMG-20160612-WA0022
Entrenando y practicando

 

 

IMG-20160524-WA0011
Deporte en Familia para todas las edades

 

Uno de nuestros miembros haciendo piruetas en Los Proceres
Uno de nuestros miembros haciendo piruetas en Los Proceres

 

Todos los doming organizamos rutas por la ciudad para los más principiantes y luego en la tarde noche toca ruta nocturna con un poco más de nivel, aunque todos son bien acogidos. Nos ayudamos entre todos porque lo importantes es pasar un rato agradable y desconectarse. De hecho, la importancia social de esta actividad es muy importante en este grupo.

El Paseo Los Proceres y algunas instalaciones en Universidad Central nos protege en las rutas bajo cubierta que también ponen en marcha los lunes y los jueves, sobre todo ahora que estamos en época de lluvias. Cuando toca salir al aire libre, solemos frecuentar la ciclovia repartido en distintos puntos de la ciudad desde la Diego Ibarra hasta Bello Monte.

Sencillo y divertido

Y es que para empezar no hay nada mejor que un terreno amplio, liso, poco transitado y sin cuestas (aunque disfrutamos mucho las bajadas y algunas subidas que nos ofrece la capital de Caracas. El equilibrio es uno de los factores importantes a la hora de calzarse unos patines. «Si se pierde el equilibrio hay que dejarse caer sobre las rodilleras y después apoyar las muñequeras, así el impacto se lo llevan las protecciones», explican estos apasionados patinadores.

Nuestra intención es ofrecer a todo el mundo «la oportunidad de probar un deporte sencillo y divertido», al mismo tiempo que ayudan a sus miembros a adquirir «las destrezas necesarias para practicar y disfrutar de este deporte tan agradecido», además de las actividades, excursiones y encuentros que, desde Caracas, organizan con otros clubes en Venezuela.

El último lo organizamos hace algunas semanas en el marco del Maraton de Patinaje en Valencia.  Una Jornada divertida  de 12km donde pudimos conocer y atravesar gran parte de la ciudad mientras patinábamos por parte del casco histórico o algunas de las calles más céntricas.

Y es que el patinaje es un deporte que invita a relacionarse, pues en la mayoría de los casos se practica en compañía. «De lunes a lunes siempre hay alguien patinando. No es muy frecuente que alguien salga a patinar solo y no encuentre a nadie para acompañarle», señala Miguel Oduber. Para eso, hemos formado además un grupo de WhatsApp para poder estar más fácilmente en contacto para programar salidas así como las redes sociales de Facebook, twitter e Instagram.

Aunque ahora mismo no competimos como grupo, tenemos en mente hacerlo en un futuro más o menos próximo. Competencias interclubes que hacen rutas por la ciudad. La pasión por los patines de los miembros de este club no se queda solo en compartir un buen rato en las múltiples rutas que organizamos —de cerca de dos horas de duración como mínimo, hasta jornada de 8 horas en las rutas de domingo—, sino que algunos piensan en llegar un poco más allá después de años recorriendo las calles sobre ruedas.

Para ser miembro del Caracas Roller Club basta con contactarnos por nuestras redes, pagar  una cuota anual  para cubrir el seguro,  y alguna de las actividades que organizamos. Pero ellos insistimos: también los que no son del club pueden participar. Aquí todo el mundo es bienvenido.

Comentarios Facebook

Dejar un Comentario